Prevención

La higiene dental y la consulta periódica por parte de un profesional (mantenimiento y prevención) son las claves de una sonrisa saludable. En Dental Palermo no sólo tratamos los problemas sino que también enseñamos a prevenirlos, para así evitar tratamientos más complejos.

Cepillado e Hilo Dental

Dental Palermo - Cepillado e Hilo Dental

El cepillado dental es un hábito cotidiano en la higiene de una persona. Es una actividad necesaria para la eliminación de la placa dental relacionada tanto con la caries dental como con las enfermedades periodontales (la gingivitis y periodontitis).

Aparte del cepillado dental existe también otro método que ayuda a eliminar la placa bacteriana del surco gingival: el hilo dental. Este puede ser encerado, no encerado, en forma de cinta, o especial para ser enhebrado en casos de ortodoncia y prótesis.

Tipos de Cepillos Dentales

Las cerdas de los cepillos dentales pueden ser naturales o sintéticas. Actualmente se recomienda utilizar cepillos de cerdas sinteticas y con un grado de dureza medio o blando.

Cepillo convencional: Con 3 o 4 tiras de cerdas, es el que usamos normalmente.

Cepillo periodontal: También llamado sulcular o crevicular, tiene dos tiras de cerdas. Se utiliza en casos de inflamación gingival y surcos periodontales profundos. También es recomendable en niños con ortodoncia fija.

Cepillo eléctrico: Tiene 3 tipos de movimientos: horizontal, alternado, vertical arqueado o vibratorio. Pueden ser especialmente útiles en personas disminuidas físicas o mentales, debido a la simplicidad de la operación por el paciente o por quien le ayude.

Cepillos interproximales: Con un penacho para los espacios interdentales.

Selladores Dentales

Dental Palermo - Selladores DentalesLos selladores dentales son películas delgadas de plástico que se colocan en las superficies masticantes de los dientes posteriores (molares y premolares) y son muy eficaces para evitar la caries dental.

Los selladores dentales son especialmente eficaces en los dientes posteriores ya que éstos contienen cavidades y surcos más difíciles de alcanzar que sirven de alojamiento a los restos de alimentos y la formación de placa bacteriana.

Los selladores son particularmente beneficiosos para los niños porque sus dientes permanentes, recién erupcionados, son más propensos a las caries y han sido menos beneficiados por el fluoruro. Sin embargo, los pacientes de todas las edades pueden aprovechar las ventajas de los selladores dentales.

¿Qué implica este sellado?

Este procedimiento de prevención comienza con la limpieza de la superficie del diente, el enjuague de la superficie para eliminar todo rastro del agente limpiador y el secado del diente.

Se aplica una solución o gel a la superficie del diente, incluso a las cavidades y ranuras, para que se vuelva áspera. Después de unos segundos, la solución se enjuaga con agua y se seca la zona. A continuación, se aplica el sellador líquido y se endurece con luz halógena.

Con la higiene oral adecuada, los selladores podrían durar de 8 a 12 años.